HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

JEP ordena el arresto de Clara Luz Roldán, gobernadora del Valle del Cauca

La medida se tomó por la falta de control en el cumplimiento de las funciones delegadas, en el marco de las medidas que protegen a las víctimas de desaparición forzada.

La Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) ordenó el arresto “inconmutable” por dos días de Clara Luz Roldán, gobernadora del Valle del Cauca, por no asistir a audiencias de seguimiento a medidas cautelares para proteger 36 cementerios en los que habría víctimas de desaparición.

A través de un comunicado, la JEP explicó que la decisión de “arresto inconmutable” de la gobernadora Roldán responde a la “falta de control en el cumplimiento de las funciones delegadas, a las medidas de protección para las víctimas de desaparición forzada”.

La Sección de Primera Instancia para Casos de Ausencia de Reconocimiento de Verdad y Responsabilidad de la JEP también ordenó el arresto por cinco días del subsecretario de Convivencia y Seguridad de Valle del Cauca, William Hernández. El funcionario, delegado por la Gobernadora para asistir a la audiencia, tampoco cumplió esta cita.

“Si bien la gobernadora del Valle actuó legalmente al delegar el cumplimiento de una orden judicial, falló en su deber de control de dicha delegación mostrando así la falta de cuidado necesario que se exige en el cumplimiento de sus deberes”, detalló la JEP en el auto en el que dio a conocer las medidas.

La diligencia judicial era para tomar medidas en 36 cementerios del Valle del Cauca, toda vez que en los mismos podría haber cuerpos de ‘falsos positivos’ u otras víctimas del conflicto armado en Colombia.

La Sección consideró que este incumplimiento de Roldán que se da, en el marco de las medidas cautelares, “pone en riesgo la garantía de los derechos de las víctimas y la materialización del Acuerdo Final para la Paz”, firmado entre el Gobierno colombiano y las extintas FARC, en 2016.

La JEP señaló que el arresto de Roldán y el secretario Hernández deberá ser cumplido en las instalaciones del Departamento de Policía del Valle del Cauca.

Los llamados ‘falsos positivos’ fueron ejecuciones de civiles por parte de miembros del Ejército que luego eran presentados como guerrilleros muertos en combate para recibir recompensas o beneficios. Según la JEP, al menos 6.402 jóvenes inocentes fueron engañados con promesas de falsos trabajos y ejecutados por miembros del Ejército para mejorar las estadísticas de lucha contra la guerrilla y recibir recompensas a cambio.

/Wradio

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. AceptarLeer más