HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

´Es hora en que la Superservicios le devuelva a la ciudad la Essmar´

El concejal Juan Carlos Palacio, a través de su red social X, instó al Superintendente de Servicios Públicos Domiciliarios, Dagoberto Quiroga Collazos, que la Empresa de Servicios Públicos Essmar sea devuelta a Santa Marta, debido a que la gestión actual de la entidad, está peor que antes de ser intervenida.

El concejal Palacio expresó su descontento, argumentando que la intervención de Essmar ha resultado en una politización de la entidad, así como en la asignación de cargos importantes a personal sin la debida experiencia. «En la actualidad, vemos a Essmar como una empresa que no responde por nada, los pagos realizados por los ciudadanos de Santa Marta no se ven reflejados en la mejora de los servicios que tiene a su cargo´

En ese sentido, la petición del concejal Palacio refleja las preocupaciones de muchos ciudadanos sobre la eficiencia y transparencia en la gestión de los servicios públicos en Santa Marta, particularmente en lo que respecta al suministro de agua potable y la administración de los residuos sólidos.

Paralelamente, la Secretaría de Planeación llevó a cabo el primer comité para la socialización y revisión del Plan de Gestión de Residuos Sólidos de Santa Marta Pgirs, como parte de los esfuerzos para abordar el manejo de residuos sólidos en la ciudad.

PALANGANA

La empresa operadora del servicio de aseo, Atesa, tendrá permiso hasta el 19 de julio,  para continuar con el arrojo de desechos y tratamiento el de lixiviados, tal como lo dispone la Licencia Ambiental, la cual ha estado supeditada a la falta de un plan B para no provocar un caos o una emergencia sanitaria que perjudique la salud pública.

La Licencia Ambiental, emitida en el año 2000, ha sido objeto de controversia desde su origen. Jeffer Gutiérrez, presidente de la Junta de Acción Comunal JAC de Chimila Uno, denuncia que la licencia fue concedida sin el consentimiento ni la participación de la comunidad, que se opuso vehementemente en aquel entonces. Gutiérrez señala que la premura por cerrar un vertedero a cielo abierto en el sector de 20 de octubre llevó a la imposición de un perjuicio sobre toda la Comuna 5, generando problemas de salud para la población durante los últimos 20 años.

Ante la inminente fecha límite, la comunidad insta a las autoridades ambientales a cumplir con su responsabilidad y garantizar una solución adecuada para la reubicación del vertedero sanitario. Exigen transparencia en el proceso y participación de los ciudadanos en la toma de decisiones que afecten su entorno y su salud.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. AceptarLeer más