HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

Desórdenes de los vándalos

De acuerdo con los informes preliminares de las autoridades, la alteración del orden público habría iniciado por enfrentamientos entre barristas del Real Cartagena. Asimismo, estas peleas habrían dejado una persona lesionada.

Este hecho de violencia se presentó en el segundo tiempo, cuando transcurría el minuto 53, donde el equipo local descontó en el partido. Esta anotación dejaba el marcador 1-2 a favor del cuadro heroico.

En ese momento, comenzaron las discusiones y enfrentamientos entre aficionados del Real Cartagena, en la tribuna oriental del estadio Sierra Nevada en Santa Marta. Algunos videos, publicados en las redes sociales, de los hinchas que asistieron al escenario deportivo permitieron observar que hubo peleas, golpes y hasta bengalas.

Debido a estos desmanes, la Policía tuvo que intervenir en las gradas para controlar la situación y el partido se suspendió por 31 minutos, luego de que sacaran del estadio a los hinchas auriverdes.

El partido se reanudó a las 7:45 p.m., a los 54 minutos de juego, luego de que el juez permitiera que los jugadores de los dos equipos realizarán un trabajo de calentamiento, debido al tiempo de inactividad que tuvieron.

Cabe destacar que esta no es la única ocasión en la que los hinchas han intervenido en el correcto desarrollo de un encuentro en el fútbol colombiano, pues, el pasado domingo, también sucedió algo similar en el encuentro entre Patriotas y Deportivo Pereira.

Sin embargo, para esta ocasión, los aficionados del cuadro boyacense ingresaron al campo para reclamar a sus jugadores por el mal momento deportivo. Esto requirió de un operativo policial para mantener la calma, que al final no pudo ser garantizada y, a eso, la suspensión total del partido, que terminó con un 0-3 a favor de los ‘matecañas’.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más