HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

Reino Unido decomisó 5 toneladas de cocaína

SALIERON DE SANTA MARTA

La droga se detectó luego del paso por el scanner del cargamento de bananos.

El decomiso de más de 5 toneladas de cocaína en el puerto de Southampton, Inglaterra, permitió establecer que había salido desde el puerto de Santa Marta, Colombia, camuflada en un envío de bananos proveniente de Turbo, Antioquia.

Las autoridades antinarcóticos internacionales señalan que este cargamento pertenecía al Clan del Golfo y presumiblemente estaba bajo el control de alias ‘Chiquito Malo’, el líder máximo del grupo.

Este procedimiento marca la mayor incautación de cocaína en la historia del Reino Unido y fue resultado de una extensa colaboración investigativa entre las autoridades colombianas y europeas que abarcó varios meses.

La detección de la droga se produjo durante la revisión con scanner del cargamento de bananos, donde se identificaron irregularidades en la carga.

Para dar este golpe, se utilizaron herramientas de análisis de los perfiladores de la dirección Antinarcóticos de la Policía que, con inteligencia artificial, permitieron cruzar, en pocos segundos, empresas con bajos récords de exportación, que puede ser un posible indicio de empresas “fachada”.

La cocaína incautada, de calidad A y máxima pureza, podría duplicar su cantidad al ser distribuida en el mercado europeo.

La cocaína fue incautada tenía un valor de venta de más de 450 millones de libras esterlinas (570 millones de dólares), según los precios del mercado británico.

 “Esta incautación sin precedentes representará un gran golpe para los carteles internacionales del crimen organizado involucrados, negándoles ganancias masivas. El trabajo de la NCA fue crucial para que esto sucediera” ha declarado el director de la NCA, Chris Farrimond.

Los investigadores de la NCA consideran que el destino final del cargamento era el puerto alemán de Hamburgo. Previamente, las máximas cantidades de cocaína requisadas en el país eran de 3,7 y 3,2 toneladas, según la NCA.

 “Si bien en este caso el destino del envío era Europa continental, no tengo ninguna duda de que una proporción significativa habría terminado aquí, en Reino Unido, vendida por bandas criminales británicas”, manifestó Farrimond.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más