HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

Identificados los sicarios que asesinaron a ‘Choles’

El conductor de la moto llevaba puesto un buzo color negro y el sicario un suéter blanco con una gorra negra y tapabocas para cubrir su rostro.

El circuito cerrado de cámaras de seguridad del barrio Luz del Mundo ha jugado un papel fundamental dentro de las investigaciones que están adelantando uniformados de la Sijín de la Policía Metropolitana de Santa Marta para establecer los móviles del crimen de Anderson Choles Marenco y del mismo modo ubicar a los responsables.

Las imágenes que fueron filtradas a través de plataformas de mensajería instantánea como lo son WhatsApp y Facebook, dejan ver el momento en que la víctima es atacada a tiros por dos individuos que se transportaban en una motocicleta marca Bajaj, línea boxer, de color negro.

“Estos antisociales están plenamente identificados y esperamos entregar resultados positivos en los próximos días a la ciudadanía; estas grabaciones nos han permitido conocer la placa del automotor, también la vestimenta que llevaban los criminales y hacia dónde cruzaron cuando iniciaron la huida”, dijeron fuentes judiciales.

Los funcionarios asignados para establecer las circunstancias de modo, tiempo y lugar están adelantando las labores de campo y recopilando el mayor número de material probatorio para conocer sí se trató de un ajuste de cuentas o por el contrario está relacionado con un problema personal.

“Dos hipótesis pero no podemos revelar ninguna en el momento porque hacen parte de la reserva de la investigación. Estamos adelantando las labores que corresponden para esclarecer este hecho de sangre”, agregó la fuente judicial.

El crimen de ‘Choles’ se perpetró en la tarde del lunes 5 de febrero, en la manzana 9 del barrio Luz del Mundo, cuando se encontraba en la parte externa de una vivienda departiendo con un grupo de amigos.

Las autoridades informaron que la víctima fue abordada por los antisociales que iban en una motocicleta y el que hacía las veces de parrillero le propinó dos disparos en la parte trasera de la cabeza que lo dejó sin vida en el acto.