HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

Publicidad-Regionales

Publicidad-R360LB1

Armada decomisó más de una tonelada de coca 

Con esta incautación, la Armada afectó las finanzas de las organizaciones de crimen transnacional y evitó la comercialización del alcaloide en las calles del mundo. 

Las autoridades de Colombia incautaron en el Caribe colombiano 1.108 kilogramos de cocaína que eran transportados en una lancha rápida, informaron este sábado fuentes castrenses.

El comandante de la Estación de Guardacostas de Cartagena, el capitán de Fragata Juan Gutiérrez, dijo a periodistas que la operación se realizó en “zona insular de Cartagena” y en ella también participaron el Cuerpo Técnico de Investigación (CTI, de la Fiscalía) y la Fuerza Aeroespacial Colombiana.

Los hombres que tripulaban la embarcación, al notar la presencia de las unidades navales de la Armada colombiana, “realizaron maniobras evasivas y arrojaron al mar una cantidad indeterminada de bultos (…) cambiando de rumbo y emplayando la embarcación a la altura de Punta de Broqueles en el departamento de Córdoba, huyendo del lugar”, detalló el oficial.

En el mar, unidades de guardacostas recuperaron 44 bultos que contenían 1.108 kilogramos de cocaína. El material incautado fue puesto a disposición de las autoridades competentes. No se informó de capturas.

La semana pasada, las autoridades del país andino incautaron, en dos operaciones, 3 toneladas de cocaína procedentes de las costas del Pacífico y el Caribe colombiano con destino a países de Centroamérica.

Con esta incautación, la Armada de Colombia afectó las finanzas de las organizaciones de crimen transnacional en aproximadamente 36.5 millones de dólares, evitando también la comercialización del alcaloide en las calles del mundo.

El material incautado fue puesto a disposición de las autoridades competentes.

La Armada de Colombia continuará desplegando todas sus capacidades logísticas y operacionales con el fin de contrarrestar el actuar delictivo de las diferentes organizaciones criminales que delinquen en el Caribe colombiano y evitar que las líneas marítimas y fluviales sean utilizadas para el transporte de sustancias ilícitas.