HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

La autoridad Palestina pide a EE.UU. intervenir para acabar ataques de colonos

El Ministerio de Exteriores palestino ha pedido a la Administración de Joe Biden una «intervención urgente y real» para poner fin a los ataques de los colonos contra los palestinos, violencia que ha aumentado en los últimos meses en Cisjordania, pero especialmente desde la ofensiva de Israel en la Franja de Gaza, el 7 de octubre.

«El fracaso de la comunidad internacional a la hora de detener la guerra en la Franja de Gaza coincide con el fracaso internacional y estadounidense a la hora de detener los ataques de las milicias de colonos y sus elementos terroristas contra los ciudadanos de Cisjordania», reza un comunicado de la Autoridad Palestina que apunta a la «verdadera ausencia de presión» sobre el Gobierno israelí para frenar este tipo de violaciones.

En este sentido, la cartera ministerial ha aseverado que esta situación, utilizada por varios ministros ultraderechistas israelíes, como Itamar Ben Gvir o Bezalel Smotrich, dan «carta blanca» a los colonos para «imponer su control» en la zona.

«En vista de los actuales procedimientos de anexión gradual de Cisjordania y destinando la mayor superficie de la misma a aumentar los asentamientos, el ministerio pide a la administración estadounidense que ejerza una presión real sobre (Benjamin) Netanyahu para obligarlo a detener los ataques, desmantelar las milicias de colonos, agotar sus fuentes de financiación y quitarles cobertura», indica.
Desde el 7 de octubre, el Ejército de Israel ha matado a 172 palestinos –incluido cerca de medio centenar de menores–, mientras que otros ocho palestinos, incluido un niño, han muerto a manos de colonos israelíes en Cisjordania y Jerusalén Este. Esta cifra representa el 42 por ciento de este tipo de fallecimientos en el territorio palestino en este año, cuando se han registrado 417 muertes.

Alrededor del 59 por ciento de las víctimas mortales se encontraban en enfrentamientos con las Fuerzas Armadas israelíes en operaciones militares, principalmente en las gobernaciones cisjordanas como Yenín y Tulkarem. El 27 por ciento de las muertes ocurrieron en manifestaciones en solidaridad con Gaza, el siete por ciento en ataques de colonos, y el siete por ciento restante en presuntos ataques a israelíes.

A estos datos hay que sumar 2.586 palestinos –entre ellos 267 niños– que han resultado heridos por las fuerzas israelíes; y otros 74, por colonos. Cerca del 33 por ciento de las lesiones han sido causadas por munición real, informa la oficina de la ONU para Asuntos Humanitarios.

Decenas de familias han tenido que abandonar sus hogares por esta violencia, desplazándose después de que grupos de colonos quemaran sus casas, robaran partes de la infraestructura, barriles de agua o cortaran tuberías de agua.

Mientras, las autoridades de Gaza han señalado que los ataques israelíes se han saldado hasta ahora con más de 11.100 muertos, entre ellos más de 4.800 niños. Por su parte, Israel ha cifrado en 1.200 los muertos desde el ataque de Hamás y cerca de 240 los rehenes tomados por las milicias palestinas.

 

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más