HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

´Están llorando por más dinero´

El Gobierno Nacional y las EPS han estado en constantes diferencias, durante las últimas semanas, por una aparente crisis financiera que están atravesando.

Y es que Sanitas, Compensar, y Sura, tres de las EPS más grandes de Colombia, advirtieron semanas atrás al Gobierno sobre la posibilidad de su cierre a causa de una crisis financiara por falta de recursos.

Por medio de una carta, estas tres EPS señalaron retrasos en el dinero que debe aportar el Gobierno a estas tres entidades. Esta falta de dinero podría complicar su funcionamiento a finales de este mes de septiembre. Esta alerta causó preocupación en millones de afiliados a las tres EPS.

No obstante, el Gobierno Petro aseguró que no hay ningún retraso en pagos y que tampoco creen que esas EPS vayan a dejar de funcionar. Félix León Martínez, director de la Administradora de los Recursos del Sistema General de Seguridad Social en Salud (Adres), aseguró que las EPS están llorando por más plata.

En entrevista con Semana, Martínez aseguró que las EPS dicen que el dinero de este año no les resulta suficiente y comparó el pedido de estas entidades al Gobierno con el caso de un hijo y un padre.

«El Ministerio está haciendo con ellos una revisión de esas inquietudes. Tienen grupos técnicos trabajando en ello, pero esas revisiones no son fáciles. Los estudios de UPC anuales son estudios muy complejos. Está también contratada la Universidad Nacional para revisar los estudios de UPC. Tienen muchas variables, tienen muchas metodologías y no es fácil. Es como cuando un niño le dice al papá que la mesada no le está alcanzando. Pues el papá no le va a decir que tome más plata, sino ver por qué no le está alcanzando», empezó diciendo el director de la Adres.

Sobre los atrasos en giro de recursos, fue enfático en asegurar que: «nosotros les pagamos el 98 % de los recursos anticipadamente. Si ellos pagan el 100 % anticipado en las clínicas, tendrían un 2% de problemas de liquidez. Pero ellos no pagan el 100 % anticipado. Ellos no pagan con la oportunidad y la liquidez con la que el Estado les paga a ellos».

Asimismo, Martínez envió un parte de tranquilidad a los pacientes, al decir que no cree que las EPS dejen de funcionar: «Están exagerando, están llorando por más dinero. Quieren más dinero. Dicen que tienen más gastos. Eso se tiene que estudiar. Hace parte de los estudios. Yo no creo que vayan a cerrar porque algunos de ellos, de los que están reclamando, se contratan a sí mismos y sus propias instituciones. Si cierran la EPS, entonces cierran sus clínicas».

Finalmente, el director de la Adres calificó como terrorismo el anuncio de las EPS de decir que podrían dejar de prestar atención: «Terrorismo es decirles a los usuarios que se van a quedar sin atención. Eso es lo que yo llamo terrorismo. Eso asusta a los usuarios y eso sí es preocupante, porque el Gobierno va a garantizar que no se queden sin atención»./Colprensa

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más