HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

Crimen de dos periodistas camina hacia la impunidad

Hace un año, cuando los periodistas fundanenses, Dilia Contreras Cantillo y Leiner Enrique Montero Ortega, viajaban en el vehículo particular de propiedad de Montero, sin esperar que a la altura del kilómetro 3 serían interceptados por dos desconocidos en una motocicleta que los atacó indiscriminadamente hasta causarles la muerte. Un acompañante logró sobrevivir del ataque al correr hacia una zona boscosa.

Desde entonces, las autoridades judiciales investigan el doble crimen, sin mayores resultados en cuanto al autor intelectual, si bien agentes especiales del Cuerpo Técnico de Investigación-CTI- de la Fiscalía con la colaboración del Ejército Nacional y La Policía Nacional, en vía pública del municipio de Algarrobo capturaron cinco días después a una persona imputado de los delitos de homicidio agravado, tentativa de homicidio agravado y porte de armas de fuego, los cuales no aceptó.

Ante la contundencia del material probatorio recaudado por el fiscal, un juez con funciones de control de garantías envió a Fonseca Ceballos a centro carcelario.

Sin embargo, el pasado mes de mayo del 2023, un juez penal con funciones de control de garantías, consideró que la administración de justicia había excedido el plazo de 120 días legales decretados por la ley 1786 de 2016, y le otorgó la libertad, porque el abogado defensor del señalado, no asistió a las audiencias.

Ante la decisión que cayó como un baldado de agua fría, los familiares de los periodistas Dilia Contreras y Leiner Escalante, se pronunciaron en ese momento, y le hicieron un llamado a la Fiscalía General de la Nación, para que el presunto asesino no quedara en libertad y fuera condenado en una cárcel por el doble homicidio, petición que quedó en el olvido.

Los familiares de Dilia recordaron a la mujer como una excelente profesional, amiga incondicional, madre ejemplar y una buena hija, y exigen que avancen las investigaciones que permitan dar con todos los determinadores del doble crimen.

Para la familia Contreras Cantillo al dolor por la pérdida de Dilia se le suma el accionar de la justicia, “En el mes de mayo fuimos informados que Carlos Mario Fonseca Ceballos, señalado de asesinar a mi hija y a Leiner, iba a quedar libre por vencimiento de términos. Nosotros no teníamos abogado porque la Fiscalía era quien supuestamente tenía a cargo el caso y fue quien nos notificó de la decisión tomada por el juez”, dijo el padre de la periodista.

Por otro lado, familiares, amigos y conocidos de los comunicadores sociales se congregaron la tarde de ayer en la iglesia María Auxiliadora del municipio de Fundación, Magdalena, donde con una eucaristía  y oraciones al cielo recordaron a los periodistas.

LOS PERIODISTAS

Sobre Contreras,  se pudo conocer que tenía un mes de haber llegado de Bogotá para trabajar en su municipio de Fundación, había trabajado para RCN Radio hace algunos años atrás y fue locutora de Rumba estéreo Santa Marta, además de otros medios de la capital del Magdalena.

Mientras que su compañero Montero Ortega, de 37 años de edad, era director de la emisora ‘Sol digital estéreo’, dejó 3 hijos, el mayor de 17, el segundo de 10 y el tercero de 4 años y el menor que no había nacido en el momento del ataque violento.

Se supo que estos regresaban a sus viviendas luego de cubrir las fiestas patronales de Santa Rosa De Lima, y en el camino los agresores hicieron tres disparos, uno impactó sobre Leiner y los otros dos sobre Joaquín quien iba en la parte de atrás; Joaquín Alberto Gutiérrez, herido y nervioso, salió del vehículo huyendo hacia el monte, los sujetos van tras él, pero al no alcanzarlo vuelven al vehículo donde todavía se encontraba Dilia muy asustada e ilesa, y procedieron a asesinarla.

Ante el doble crimen de los periodistas, se pronunció el comandante de la Policía Magdalena, quien ofreció una recompensa de 50 millones de pesos a quien diera información que permitiera capturar y judicializar a los responsables.

SIGUE VINCULADO

Las investigaciones, oportunas labores judiciales y la recompensa de $70 millones, permitieron la captura de Fonseca Ceballos que fue ejecutada por agentes especiales del Cuerpo Técnico de Investigación-CTI- de la Fiscalía con la colaboración de tropas del Ejército Nacional y la Policía Magdalena, en plena vía pública,

Aunque el paradero de Carlos Mario es desconocido, quien fue dejado en libertad por orden de un juez, este continúa vinculado a la investigación que adelanta la Fiscalía General de la Nación a fin de esclarecer los móviles reales y la captura de los responsables.

La hipótesis preliminares de este trágico caso es que al parecer hubo una discusión entre el periodista asesinado y un sujeto que aún no ha sido identificado, seguido a la discusión, el periodista decide irse de las fiestas patronales y Dilia aprovechó para irse con él, ambos abordaron el vehículo y en el camino se les apareció una motocicleta con dos hombre a bordo, quienes les dispararon en varias ocasiones.

 

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más