HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

Preservar la soberanía energética

Para la industria de los hidrocarburos la incertidumbre es agonizante, sin saber si se otorgarán nuevas áreas de exploración, se enfrentan a los retos que bombardean al sector con la creciente amenaza de una posible pérdida de la soberanía energética. Tener pronto un norte claro, con una política energética definida se hace indispensable, en estos momentos.

En el caso del Gas Natural, las noticias no son muy alentadoras. Con el reciente informe de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH) sobre las reservas de gas al cierre de 2022, que señala una disminución del energético de 8 a 7,2 años, la más baja en los últimos 17 años, queda más que claro que los retos que tiene el país para mantener la autosuficiencia, no son menores. Esta persistente disminución en la producción de petróleo y gas nacional, es un hecho que nos mantiene en riesgo y fuera de la recomposición del mercado mundial.

A lo anterior, hay que sumarle, que según el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), en los últimos 12 meses, el costo del servicio público de gas natural ha tenido un incremento de 20,7%, superando al servicio de energía eléctrica. Aumentos que se presentan por diversos factores, entre ellos, el precio del dólar y el comportamiento de la oferta y la demanda. La preocupación se amplía con los planteamientos de recurrir a la importación, que han tomado fuerza.

Cargarle a los usuarios residenciales un nuevo cobro en sus facturas de gas natural, a causa de la importación y la infraestructura que se requiere, sería un retroceso frente al actual aumento de la cobertura, que nos ha llevado a superar los 10,6 millones de usuarios. En vez de promover la importación de este hidrocarburo hay que apostarle al fortalecimiento de la industria interna, priorizando el desarrollo de los abundantes recursos que existen costa afuera y en tierra.

Ante este panorama, con más sombras que luces, instamos al Gobierno Nacional a enfocarse en implementar medidas que garanticen tarifas eficientes para los consumidores de gas y que busquen preservar el autoabastecimiento del país. El sector demanda una clara política energética que defina tanto el futuro de las actividades de exploración y explotación de hidrocarburos, como las estrategias para asegurar la soberanía energética en el corto, mediano y largo plazo. Este es un debate inaplazable.

Resultaría insensato, desde todo punto de vista, echar por tierra lo que se ha logrado hasta hoy, después de la recuperación del sector, tras varios años sin firma de contratos de exploración y producción de hidrocarburos sobre nuevas áreas. La decisión que esperamos del Gobierno Nacional es que se continúe con la tarea de fortalecer la industria a través de planes de crecimiento, exploración, y explotación de hidrocarburos, teniendo en cuenta al gas natural como combustible clave en la transición energética.

*Senador de la República

 

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más