HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

NACION-PUBLICIDAD

NACION-Leaderboard1

¡Todos, a vacunarse contra la influenza!

El instituto Nacional de Salud (INS) hizo un llamado a toda la población colombiana para realizar la vacunación contra la influenza, una enfermedad respiratoria contagiosa que causa alrededor de 650.000 muertes a nivel global.

Se ha demostrado que esta vacuna reduce la aparición de enfermedades relacionadas y también el riesgo de sufrir complicaciones graves.

Para 2019, según la entidad, se analizaron 13.547 muestras de laboratorio para Influenza y otros virus respiratorios. Del total de muestras analizadas, el 45,7 % arrojaron resultado positivo: 1.316 positivas para influenza y 4.882 positivas para otros virus respiratorios.

La enfermedad dura aproximadamente, según los médicos, una semana y puede transmitirse con facilidad de una persona a otra a través de pequeñas partículas expulsadas en la tos o los estornudos hasta ocasionar Neumonía o pulmonía

Según cifras entregadas por la Organización Mundial de la Salud, entre el 1 de octubre de 2022 y el 18 de marzo de 2023 se registraron de 26 a 50 millones de enfermos por influenza en el mundo; entre 12 y 25 millones de consultas médicas por el virus; entre 290.000 y 630.000 casos de hospitalizaciones y alrededor de 18.000 a 56.000 casos de muerte por esta enfermedad.

Los principales síntomas y posibles complicaciones son: constante tos, fatiga, malestar, dolor en los músculos y articulaciones, dolor de cabeza, dolor de garganta, secreción nasal, fiebre y escalofríos, en complicaciones severas se puede presentar vómito y diarrea, aunque esto es más común en los niños que en los adultos .

Dentro de las complicaciones que puede tener la influenza se incluyen la neumonía bacteriana, infecciones del oído, sinusitis y agravamiento de las afecciones crónicas como insuficiencia cardiaca congestiva, asma o diabetes.

Las vacunas contra la influenza se aplican gratis a través del Plan Ampliado de Inmunizaciones a niños y niñas entre los 6 y 23 meses de edad, a mujeres en embarazo a partir de su semana 14, a personas mayores de 60 años y a población con diagnóstico de riesgo de sufrir complicaciones graves a causa del contagio de influenza.

QUÉ ES LA GRIPE A

La gripe A es una enfermedad infecciosa causada por un virus de la influenza tipo A, perteneciente a la familia orthoymyxoviridae y que afecta fundamentalmente a poblaciones porcinas.

Los virus más frecuentes son del tipo H1N1, aunque también circulan entre animales otros virus, como el H1N2, H3N2 y H3N1. Estos virus pueden propagarse entre los cerdos durante todo el año, pero la mayoría de los brotes infecciosos ocurren en los meses de finales de otoño e invierno, al igual que los brotes en las personas.

 

¿Cuáles son los síntomas de la gripe A?

Los síntomas son similares a los de una gripe común.

Fiebre mayor de 38° C, con un inicio súbito con temperatura mayor de 39º C.

Tos frecuente e intensa.

Dolor de cabeza.

Falta de apetito.

Congestionamiento nasal.

Malestar general.

Síntomas digestivos: nauseas, vómitos y/o dolor abdominal.

Un cuadro de influenza no tratado adecuadamente o asociado a otra enfermedad no controlada puede generar complicaciones, principalmente respiratorias (otitis, sinusitis, rinitis, neumonía, bronconeumonía, laringitis obstructiva), cardiacas o incluso la muerte, esto se observa frecuentemente cuando ocurren grandes brotes o epidemias.

Es necesario vigilar a los niños ya que si reciben tratamiento con ácido acetilsalicílico pueden presentar encefalitis.

 

¿Cuáles son las causas del gripe A?

Los virus de la influenza se pueden transmitir directamente de los cerdos a las personas y de las personas a los cerdos.

Las infecciones en seres humanos por los virus de la influenza provenientes de los cerdos tienen más probabilidad de ocurrir en las personas que están en contacto cercano con cerdos infectados.

 

¿Cómo se previene?

Si es posible, es recomendable no viajar a las zonas declaradas de riesgo.

Evite el contacto estrecho con personas infectadas.

No comparta alimentos, vasos y cubiertos.

Cúbrase la boca y la nariz con un pañuelo desechable al toser o estornudar. Tire el pañuelo a la basura después de usarlo.

Ventile los lugares cerrados. Mantenga una buena limpieza de la casa.

Lávese las manos frecuentemente con agua y jabón.

En caso de presentar un cuadro de fiebre alta de manera repentina, tos, dolor de cabeza, muscular y de articulaciones, acuda a su médico.

 

¿Cómo se diagnostica la gripe A?

Para diagnosticar una infección por influenza porcina tipo A, por lo general se debe recoger una muestra de secreción del aparato respiratorio entre los primeros 4 a 5 días de aparecida la enfermedad (cuando una persona infectada tiene más probabilidad de diseminar el virus).

Sin embargo, algunas personas, especialmente los niños, pueden propagar el virus durante 10 días o más.

La gripe A en humanos se trata con las mismas medidas de soporte y medicamentos que la gripe común.

 

¿Cómo se trata la gripe A?

Tratamiento

Hay dos clases de estos fármacos: los adamantanes (amantadina y rimantadina) y los inhibidores de la neuraminidasa (oseltamivir y zanamivir), pero deben utilizarse siempre bajo prescripción médica.

Aunque la mayoría de los virus de la influenza porcina han sido sensibles a los cuatro tipos de medicamentos, los siete virus más recientes de la influenza porcina asilados de personas son resistentes a la amantadina y la rimantadina.

. Es importante identificar rápidamente a los pacientes con sospecha de poder padecer la enfermedad para poder iniciar el tratamiento, ya que la eficacia de estos fármacos es notablemente superior si se comienza precozmente.

 

¿Qué es la influenza?

La influenza, conocida como gripa, es una enfermedad respiratoria viral que se causa por el virus de la influenza y se propaga con facilidad de persona a persona a través de la tos, estornudos o cuando habla.

Esta enfermedad afecta a cualquier persona de todas las edades y puede generar casos leves hasta enfermedades graves que concluyan en muerte.

Entre los síntomas comunes se encuentra la fiebre, dolor de cabeza, dolor muscular, fatiga, tos, dolor de garganta y congestión nasal. Estos pueden durar por varios días o llegar a ser semanas.

Si los síntomas se complican, esto puede provocar neumonía, exacerbación de condiciones médicas preexistentes y hospitalización.

Por eso es importante colocarse la vacuna de manera anual, sumado a una buena higiene personal, que incluya lavarse las manos con frecuencia, cubrirse la boca y la nariz al toser o estornudar, y evitar el contacto cercano con personas enfermas.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más