HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

VIDEO I Ecologistas se metieron a la Fontana di Trevi en Roma y la tiñeron de negro

Activistas por el clima hicieron que el agua de la famosa Fontana di Trevi de Roma se volviera negra este domingo, advirtiendo que las recientes inundaciones que causaron la muerte de 14 personas en el noreste del país son “una advertencia”.

Militantes de la organización ecologista Last Generation se metieron en la famosa fuente y vertieron en el agua un líquido a base de carbón vegetal, antes de que fueran desalojados por la policía.

El acto de protesta coincidió con un desplazamiento de la primera ministra Giorgia Meloni, a la región de Emilia-Romaña, donde visitó las zonas afectadas por las inundaciones, provocadas por 36 horas de lluvia equivalentes a seis meses de precipitaciones, según estimaciones de las autoridades.

Más de 36.000 personas fueron desplazadas y los costes provocados por el desastre se calculan en cientos de millones de euros.

Uno de los participantes, Mattia, de 19 años, afirmó que intervino en la protesta “porque la horrible tragedia experimentada estos días en Emilia-Romaña es una advertencia del negro futuro que le espera a la humanidad”.

Last Generation empezó organizando protestas pacíficas pero llamativas el año pasado en Italia antes de las elecciones generales, instando a los políticos de todos los bandos a hacer de la lucha contra el cambio climático su prioridad.

El movimiento también ha realizado protestas en otras partes de Europa para llamar la atención sobre el calentamiento global, arrojando sopa, tarta, puré de patatas y pintura lavable a monumentos y obras de arte.

 

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más