HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

NACION-PUBLICIDAD

NACION-Leaderboard1

Se inicia proceso de asignación de subsidios de vivienda de Mi Casa Ya 

ESTE LUNES 10 DE ABRIL 

De acuerdo con el Gobierno, también se mantendrán las condiciones requeridas para recibir los subsidios. El 15 de abril realizará el primer corte para asignaciones, el cual se publicará el lunes 17 de abril. 

El programa Mi Casa Ya nació en 2015 y se ha mantenido operando desde entonces. El nuevo Gobierno anunció, desde su posesión, que se mantendría pero se harían cambios, en febrero se presentó el proyecto sujeto a ajustes que ya se han ido ejecutando, cuando se anunció que la inversión en el programa para este año sería de $1,4 billones.

Las fechas importantes a tener en cuenta este mes para el programa inician en este lunes 10 de febrero, pues se abre la plataforma para las nuevas inscripciones de personas que deseen adquirir el subsidio en www.minvivienda.gov.co y se recibirán las solicitudes de asignación pendiente. Y el 15 de abril, se realizará el primer corte para asignaciones, el cual será publicado el lunes 17 de abril.

Lo que se mantiene en la propuesta del Gobierno del Cambio es la clasificación a partir de la encuesta Sisbén IV. Clasificarán hogares entre subgrupos A1 Y D20 para hogares urbanos y rurales. Y para otorgar el subsidio en subgrupos se divide de la siguiente forma: entre A1 y C8 recibirán un subsidio a la cuota inicial equivalente a 30 salarios mínimos. Mientras que entre C9 y D20 se les otorgará un subsidio equivalente a 20 salarios mínimos.

Si el hogar ya tiene una clasificación en Sisbén IV entre A1 y D20 y cumple con los demás requisitos del programa, deberá dirigirse al establecimiento de crédito o entidad de economía solidaria para iniciar su proceso.

En caso de que el hogar ya tenga inscripción previa pero no tenga una clasificación en Sisbén IV tendrá que solicitar la aplicación de la encuesta en la oficina Sisbén correspondiente al municipio.

Cuando el hogar ya cumpla con los requisitos del programa, la entidad de economía solidaria o de crédito, es decir, los bancos, debe certificar que este hogar cuenta con la aprobación de un crédito hipotecario o leasing habitacional y, por otra parte, que la vivienda se encuentra lista para entrega y las escrituras serán firmadas en los próximos seis meses.

Cuando se entrega esta certificación, el estado del hogar que está llevando el proceso cambia en el sistema de «interesado» a «solicitante». Luego de esto, el Ministerio de Vivienda aplica los criterios de priorización que, según se mencionó en febrero, se darán a partir de un puntaje de vulnerabilidad conformado por los requisitos. Si el hogar queda priorizado y cumple con todos los requisitos, se asigna el subsidio.

Los principales cambios radican en dos factores. El primero es que finalmente sí se harán las cuentas en salarios mínimos legales vigentes (Smmlv) y no en unidad de valor tributario (UVT), como se había planteado hace dos meses. Otro factor de relevancia es que sí habrá concurrencia, es decir, sí es posible adquirir el subsidio Mi Casa Ya y otro como el de la caja de compensación o los brindados por gobernaciones y alcaldías, un tema que antes funcionaba pero que se había eliminado en la propuesta de febrero.

En este punto, cabe resaltar que si el hogar cumple con la condición de ingreso mensual establecida por las cajas de compensación familiar, es decir, inferior a 2 Smmlv, también con la clasificación de Sisbén y los demás requisitos del programa, podrá ser beneficiario de la concurrencia de subsidios, lo que le permitiría recibir 50 Smmlv.

 “Mi Casa Ya se fortalece para beneficiar a las familias con mayores necesidades, a quienes habitan en las zonas rurales y los municipios pequeños del país, donde nunca antes había llegado el programa”, dijo la ministra de Vivienda, Ciudad y Territorio, Catalina Velasco.

LAS MODIFICACIONES 

El Ministerio de Vivienda dio a conocer los nuevos cambios que se realizarán en el transcurso del 2023 para aplicar al subsidio de vivienda del programa ‘Mi Casa Ya’, teniendo en cuenta la apuesta que tiene el Gobierno Nacional de cubrir las zonas rurales del país.

Como se hace conoció hace varias semanas, las personas que deseen aplicar al subsidio entregado por el Programa ‘Mi Casa Ya’ deberán inscribirse al Sisbén IV, el cual categorizará a las personas y les dará un puntaje, el cual será tenido en cuenta a la hora de postularse al subsidio.

«El monto de los subsidios familiares de vivienda destinados a la adquisición o a la suscripción de contratos de leasing habitacional de vivienda de interés social nueva, que Fonvivienda asigne a los hogares que cumplan las condiciones señaladas en la presente sección, dependerá de la clasificación socioeconómica de acuerdo con la información del Sisbén IV, según con los siguientes parámetros:

A). A los hogares que adquieran vivienda de interés social y se encuentren clasificados entre los grupos A 1 Y C8 del Sisbén IV, podrá asignárseles un subsidio hasta por el monto equivalente a treinta salarios mínimos legales mensuales vigentes (30 SMLMV), al momento de la solicitud de la asignación.

B). A los hogares que adquieran vivienda de interés social y se encuentren clasificados entre los grupos C9 y 020 del SISBÉN IV, podrá asignárseles un subsidio hasta por el monto equivalente a veinte salarios mínimos legales mensuales vigentes (20 SMLMV), al momento de la solicitud de la asignación», son algunos de los apartes del decreto.

Las personas que apliquen deberán contar con la aprobación de un crédito hipotecario o leasing habitacional, que su proyecto esté por entregarse en un plazo no mayor a seis meses y que la firma de las escrituras se dé dentro de este plazo.

Así mismo, el Ministerio anunció que mantendrá la tasa ‘frech’, lo que garantiza tasas de interés más bajas para la adquisición de vivienda por parte de las personas que soliciten el subsidio.

Para las personas que estaban seleccionadas dentro del programa antes de los ajustes realizados hay una gran preocupación, debido que saldrían 25.000 familias del listado, quienes deberían volver a postularse y esta vez bajo los nuevos requerimientos solicitados por el Gobierno Nacional.

Una de los mayores interrogantes que se ha generado es la bancarización de las personas con nivel de Sisbén bajo y quienes no cuentan con la vida crediticia necesaria para poder aplicar a un crédito hipotecario o leasing habitacional.

Ante esto, la ministra de Vivienda, Catalina Velasco, ha reiterado que está trabajando junto a la banca para encontrar alternativas que permitan bancarizar a las familias y brindarles la oportunidad de tener una vivienda propia.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más