HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Líder en la región

Reunión crucial para ´peluquear´ la tributaria

El proyecto de reforma tributaria, que fue aprobado por las comisiones económicas conjuntas, será sometido a una cirugía de marca mayor esta semana. Como se sabe, en días anteriores, tres de los cinco partidos que hacen parte de la coalición hicieron grandes objeciones a la iniciativa impositiva.  

Por lo mismo, esta semana se harán reuniones entre los ponentes designados en representación de los distintos partidos con el ministro de Hacienda, José Antonio Ocampo, para buscar hacer más ajustes al articulado.

Lo que se sabe es que los cambios que se propondrán son profundos y significarían un recorte de varios billones de pesos en la expectativa que tiene el Gobierno de recaudo, por el momento de $22 billones, según lo que aprobaron las comisiones económicas.

La reforma tributaria es el más importante de los proyectos en la primera parte del paquete legislativo del Gobierno, al punto que lo radicó un día después de que Gustavo Petro se posesionara, pues con los recursos que recaudará, que al presentarlo cifró en $25,9 billones, tiene previsto financiar una profusa agenda de corte social en diferentes sectores como educación, salud, así como subsidios a la población menos favorecida. Como es el caso de entregar media pensión a por lo menos tres millones de adultos mayores que hoy no cuentan con este beneficio.

EL PUPITRAZO 

Las comisiones económicas aprobaron en primer y tercer debate este proyecto el pasado 6 de octubre, que muchos consideraron un tiempo récord, teniendo en cuenta el calibre de la reforma que se está haciendo. Incluso la oposición dijo que se pupitreó.

Los 96 artículos fueron votados en cinco bloques, por lo que el texto presentado pasó completo en esa primera votación.

Empero, el panorama comenzó a tornarse borrascoso para el debate en las plenarias porque crecieron las voces de los principales gremios advirtiendo sobre los efectos negativos que tendría la reforma en la economía, el empleo y la inversión, especialmente considerando el crítico momento que vive el país por la alta inflación y la perspectiva de una posible recesión.

Luego efectivamente se desgajó el aguacero para la reforma tributaria, cuando en la coalición los partidos Liberal y La U, que hasta el momento habían presentado propuestas para modificar algunos artículos que consideraban inconvenientes, advirtieron hace algunos días que, de no cambiar los puntos con los que no están de acuerdo, los votarán en contra en las plenarias.

LOS AJUSTES 

El Partido Conservador, también de la coalición, pide ajustar varios artículos, como el que eleva los impuestos a las empresas ancladas en zonas francas que no cumplan unos topes de exportaciones.

La colectividad dijo que esta disposición afectará, entre otros, a centros hospitalarios que están en las zonas francas para nacionalizar los equipos médicos.

También el Partido Conservador mostró su preocupación por la sobretasa del impuesto al sector minero y de hidrocarburos.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más